Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Un Muerto Más: el sentimiento exagerado de un corazón apasionado 

¿Cómo transmitir un sentimiento? ¿A través de cuántas disciplinas se puede hacer? Esto indaga Un Muerto Más, el proyecto solista de Guido Carmona. No es solo música, es un universo: teatro, poesía, videoclips, vestuario. Porque en Un Muerto Más todo importa: cada detalle está pensado para que vos te lleves algo. En otras palabras, se trata de una experiencia para sumergirse en la exageración del sentimiento. 

En la redacción de Chelsea charlamos con el artista sobre la historia detrás de su proyecto.

¿Qué es Un Muerto Más? ¿Cómo le diste forma? 

Un Muerto Más es la búsqueda de generar algo integral, algo que transmita un mensaje por distintos lugares y que ese mensaje sea tal vez el mismo, pero ver a través de cuántas disciplinas puedo decir lo mismo que estoy diciendo a través de una canción. Un camino bastante ambicioso, pero en un punto era poder crear un universo. 

Primero fueron las canciones, después empecé a armar otras piezas. Cuando yo compongo una canción también veo el videoclip, cuando estoy hablando de un sentimiento veo las consecuencias de ese sentimiento o intento ver qué me llevó a ese sentimiento. 

¿Sentís que lograste esa integralidad en tu proyecto?

Sí, completamente. Es ponerle el mismo peso a una canción, a la parte visual, al vestuario, al arte, a la performance, cómo me paro en el escenario, cómo subo una historia a Instagram. También entender que mi proyecto no era una banda de música o un artista haciendo una canción, mi proyecto es una integralidad en la que yo lo que quiero es que vos te lleves algo. Lo que yo encontraba ahí era algo insaciable de: si yo tuviera que decir esto en esta canción, o si yo quisiera transmitir esto que estoy transmitiendo en esta canción en todos los lugares posibles de todos los lugares artísticos, ¿cuál es la forma? 

¿Cuál es la búsqueda con Un Muerto Más? 

Yo busco que las cosas atraviesen, porque a mi las cosas que me atraviesan me dan vida. Es el sentimiento exagerado de un corazón apasionado, porque es la exageración para poder atravesar, es entender lo profundo para volver a lo banal. Creo que todo puede ser interpretado de todas las maneras y eso es lo que tiene Un Muerto Más, que es la exageración para un lado o para el otro y que muchas veces se juntan esas cosas.

No importa cual es el medio, lo importante es que vos te lleves algo o que algo te atraviese, y que eso te ayude a darle palabras o a confundirte un poco más en lo que te está pasando. 

Siempre mi búsqueda estuvo en: ¿Cómo logro transmitir una sensación? 

A la hora de componer ¿Cómo surgen las canciones? ¿Tenés algo que te inspire? 

Mis canciones están muy atravesadas por el amor, no por un amor romántico sino por la locura que tiene el amor, de los matices, de todo lo que puede generar un sentimiento. Y también la exageración del sentimiento, que creo que es lo que te puede bajar a entender un poco más. Vivimos en una sociedad en la que uno tiene que estar cuidado y se tiene que poner barreras, entonces empezar a hablar de esa sensación y de lo malo de todo eso. 

¿Qué lugar tiene el teatro o la performance en tu proyecto?

A la hora de tener que pensar en la teatralidad es otra posibilidad que tengo yo de dar un contexto más integral a una sola canción. Hay cosas que impactan visualmente, yo salgo como si tuviera un tiro en el corazón, yo me llamo Un Muerto Más, es algo muy fuerte.

¿Por qué el nombre? 

Es el sentimiento exagerado: un muerto más de amor, de ansiedad o de dolor. Esa sensación extremista que a uno le atraviesa desde un montón de lugares, mismo el fin del mundo que hoy en día está muy presente y es muy agotador. Entonces, es cómo ¿cuántas veces en este año moriste? ¿Moriste de amor? ¿Moriste de dolor? ¿Moriste de esperanza? ¿Moriste de felicidad? 

Yo soy un muerto más porque es lo más duro y lo más banal del mundo: es un muerto más porque sos un cadáver, uno más de un millón. Pero al mismo tiempo en ese millón hay algo que es específico y es que esa persona se está muriendo de amor, de dolor, de odio, de ser feliz: de poder sentir, de estar vivo, justamente de lo contrario. 

Si yo tengo que explicar Un muerto más es soñador, una persona nostálgica, que lo atraviesa el fin del mundo, la tristeza, la ansiedad y está en búsqueda de algo que tal vez no existe. En busca de ese amor platónico, perfecto, que tal vez lo tiene al lado suyo, y, sin embargo, no le alcanza porque está más enamorado de la idea de ese amor y de la idealización de esa búsqueda, que de la realidad en sí. 

Las tapas de tus singles tienen una estética particular donde la ilustración es protagonista ¿cómo es la construcción de estas imágenes? 

Arranqué trabajando con Ivan Sorokin, un ilustrador que también es músico. Él estuvo muy atravesado por mi comienzo en la búsqueda del estilo musical y visual. Siempre ingiero mucho en lo que a mí me gusta y lo que quiero transmitir. Pero después ocurre el lugar de tu interpretación y tu búsqueda acerca de eso. 

Uno de los trabajos más difíciles y que más orgulloso estoy es del equipo que tengo porque aprendí a delegar y ellos aprendieron a interpretar al personaje. No quiero que una inteligencia artificial le describa lo que yo hago y me haga algo, lo que quiero es que lo que yo hago tenga sumado lo que le atraviese a la persona que lo está haciendo. 

Sobre Verano en Invierno, tu primer álbum, ¿cómo fue el proceso creativo detrás? 

Yo venía sacando singles, pero quería sacar un disco. Es muy importante porque es mi primer disco solista y al mismo tiempo un disco donde pude sumar canciones que ya tenía escritas, y algunas que hice en el momento. Fue mi primer obra integral y donde tomé la decisión de hacer un videoclip de cada canción y que sean capítulos, que haya un orden. 

¿Qué historia contaste?

Verano en Invierno es que todo lo bueno tiene algo malo y que todo lo malo tiene algo bueno. Es como una interpretación de ese Yin Yang, y de querer tenerlo todo y que al mismo tiempo nada alcance. 

Es un disco que intenta atravesar todas las matices que ocurren cuando uno se enamora. Desde el momento en el que uno anhela algo y no lo puede conseguir, en el momento en que uno lo tiene y lo disfruta, en el momento pico del amor, del desgaste, de la ansiedad que genera el amor, de la locura, de la ruptura y en el momento de saber alejarse y aprender a soltar. 

Más allá de que tu proyecto es súper integral, ¿sentís que hay algo que te falta explorar? 

No me sacio con nada, todo el tiempo me falta algo. Lo que busca este proyecto es la integralidad, de todas las posibilidades artísticas y todos los sentimientos posibles. Estoy en una búsqueda incansable de cruzar límites, para seguir cruzando límites y de crecer, para seguir creciendo y de destacarme, no para diferenciarme de los demás, sino para hacerle honor al arte, para entender el lugar que ocupo y para ocuparlo como se debe ocupar. 

¿Qué se viene? 

Estoy grabando mi segundo disco y va a haber una fecha muy importante el 27/04: “La cena”. Se trata de un dispositivo en el cual hay muchas cosas en escena, ocurre en un teatro en forma circular y mezcla un montón de disciplinas: actuación, música, poesía, baile y performances. 

Pueden conseguir sus entradas para el show en este link. 

https://www.tiktok.com/@unmuerto.mas/video/7347394933894024453?lang=es
Shape